De pájaros afinados, desafinados y otras especies

Este Gato Negro tiene una gran visión, especialmente, cuando se trata de pajaritos y aves diversas… Pero, tranquilos, no sufráis que no acecharé ni atacaré a ninguno de ellos, especialmente a este Serafín, el Desafinado, amigo y compañero de aventuras y desventuras.

Serafín tiene un nombre bien peculiar, ya que proviene de los ángeles o espíritus relacionados con el canto y los coros llamados serafines. No existía mejor nombre para este pobre pájaro de trinos desafinado.

Este cuento, inspirado en la camiseta SOS Racismo –a ver quién es el primero en encontrarla—, intenta ser un cruce entre la famosa historia del patito feo y un relato en contra del racismo y a favor de la igualdad. Sin embargo, siempre se esconde algo más… ¡Te animo a leerlo y a divertirte con las inocentes andanzas de Serafín, el Desafinado!

Por cierto, alguien me ha preguntado si realmente existen los subepalos… ¿Qué creéis vosotros?

¿Tienes algo que decir? ¡Adelante!